Carrito

En nuestro artículo sobre el sistema inmunitario ya te explicamos las principales nociones básicas para entender el sistema inmunológico, así que, si no lo leíste, ponte al día, porque ahora vamos a ver cómo cuidarlo a través de la alimentación. Durante la crisis sanitaria que estamos viviendo, hacerlo puede conllevar incluso un impacto social positivo. ¡Mejor prevenir que curar!

¿Cómo alimentar al sistema inmunitario?

En el estudio Alimentando el sistema inmunológico publicado por la Universidad de Southampton se remarca la función del intestino debido a su proximidad a una mayor y diversa población de organismos en el tracto gastrointestinal. El estudio menciona que ciertas bacterias probióticas que modifican la microbiota intestinal mejoran la función inmunológica en seres humanos. Además, indica que todas las formas de inmunidad se ven afectadas por la desnutrición proteico-energética y que la deficiencia de micronutrientes deteriora la función inmunológica.

Estos micronutrientes, según un artículo sobre los micronutrientes y el sistema inmunitario de la Universidad de Orgeon, son: vitaminas A, D, C, E, B6 y B12, folato, zinc, hierro, cobre y selenio. Sin embargo, los micronutrientes que actualmente cuentan con evidencias más sólidas son las vitaminas C, D y el Zinc.

Podemos concluir que, para asegurar el funcionamiento óptimo del sistema inmunológico a través de la alimentación, se recomienda lo siguiente:

  1. LA BASE: una dieta equilibrada, rica en sales minerales, vitaminas y otras sustancias activas presentes en alimentos naturales, sobre todo fruta y verdura, pero también hierbas y especias antiinflamatorias (por ejemplo, cúrcuma, canela, pimienta, cayena, jengibre…).
  2. OMEGA 3:
  • Si consumes productos de origen animal, la mejor elección será pescado azul de tamaño pequeño (por ejemplo, sardina, caballa, boquerón o anchoa).
  • Si sigues una dieta vegana o vegetariana, añade a tu dieta algas, semillas de lino, de chía y de cáñamo o valora comprar un buen suplemento (¡SIEMPRE CERTIFICADO!).
  1. PROBIÓTICOS:
  • Encurtidos como pepinillos o aceitunas (¡ARTESANALES! ya que los encurtidos con vinagre y potenciadores de sabor no contienen bacterias probióticas vivas).
  • Otras verduras fermentadas, como por ejemplo kimchi o chucrut.
  • Kéfir/yogurt ¡siempre naturales! (Sin edulcorantes, sin azúcares, etc.).
  • Varios importados del mundo occidental: pasta miso, natto/tempeh, microalgas (espirulina, chlorella, algas azules y verdes), kombucha.
  1. VITAMINAS Y SALES MINERALES:
  • Vitamina C: acerola, perejil, kiwi, grosellas, pimiento rojo.
  • Vitamina D: exposición solar, setas, huevos, pescado azul.
  • Vitamina E: nueces, semillas, granos
  • Zinc: ostras, mejillones, semillas, pipas de calabaza, frutos secos.
  • Selenio: nueces de Brasil, atún, pollo, brócoli.
  1. ANTIVIRALES naturales: ajo, cebolla, jengibre, regaliz, eucalipto, orégano.

¿Alimentos naturales en el sistema inmune contra la COVID-19?

Como se menciona en el reciente estudio de la Universidad Changwon (Corea del Sur) acerca de las funciones de las vitaminas C y D en el sistema inmunológico,  la administración de vitamina C aumentó la tasa de supervivencia de los pacientes con COVID-19 al atenuar la activación excesiva de la respuesta inmune. La vitamina C aumenta las citocinas antivirales y la formación de radicales libres, disminuyendo el rendimiento viral. También atenúa las respuestas inflamatorias excesivas y la hiperactivación de las células inmunes.

¿Buscas una forma fácil de enriquecer tu dieta con todas estas sustancias poderosas? En Olettie queremos facilitarte este proceso al máximo. Para reforzar tu sistema inmunológico hemos diseñado varias mezclas repletas de nutrientes beneficiosos. Consulta la variedad Olettie: llena de alimentos antiinflamatorios tenemos la mezcla ANTIINFLAMATION, repleta de la vitamina C la BEAUTY BOOST, y abundante en microalgas la DETOX.

 

Y recuerda, consumir alimentos de calidad es importante, pero consumir información de calidad en torno a la alimentación es igual de importante. Por eso, ¡te animamos a suscribirte a nuestra newsletter!